Transport in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Calendario
September 2012
M T W T F S S
« Aug   Oct »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
Categorías
Archivos

Los inventarios

Los inventarios

Jueves, 13 de Septiembre de 2012 11:40

Escrito por Martha Beatriz Roque

inventarioCuba actualidad, Santos Su?rez, La Habana, (PD) Los que desde

el inicio siguieron las barbaridades econ?micas que hizo el r?gimen,

recordar?n que en los primeros a?os de la "involuci?n", se compr? una

barredora de nieve.

A estas alturas cabr?a preguntarse: ?en qu? inventario ocioso estar?? Si

se ha reconocido oficialmente que la Empresa Comercializadora de

Servicios y Productos Universales de la provincia de Holgu?n lleva m?s

de una d?cada en el proceso de dar baja a diez montacargas fuera de

servicio, todav?a alguien podr?a estar esperando que nevara en Cuba.

La centralizaci?n de la planificaci?n hace maravillas de desastres en lo

que a inventarios –de cualquier tipo- se refiere, porque quien decide

comprar y donde hacerlo, no saca dinero de su bolsillo, por lo tanto

puede permitirse cualquier desliz.

Los inventarios deben tener una adecuada rotaci?n para que se utilicen

correctamente los recursos materiales y haya un m?nimo de p?rdidas. Pero

?qu? est? establecido a nivel del pa?s para que esto se cumpla? Como en

la mayor?a de los problemas econ?micos que existen, la burocracia y el

"super" control hacen mella.

Entonces, aparecen los llamados inventarios ociosos, que tambi?n pueden

ser de medios b?sicos, y que se echan a perder, como se pudo constatar

en un art?culo del peri?dico Granma del viernes 24 de agosto titulado:

"Toneladas por atrapar y ley por cumplir", donde se pone de manifiesto

la indolencia en el control de los inventarios: m?s de 15 mil toneladas

de acero de una nave de lo que pudo ser la planta procesadora de n?quel

en Las Camariocas, Moa, provincia de Holgu?n, han sido v?ctimas de la

corrosi?n en espera de decisiones sobre su destino.

Pero, ?es solo este almac?n de hierros el que existe en el pa?s? No, hay

numerosos lugares -a lo largo y ancho de la isla- en los que las malezas

y las inclemencias del tiempo se comen inventarios abandonados.

S?lo habr?a que recodar los centrales que se desmantelaron hace m?s de

una d?cada y cuestionarse, ?se aprovecharon los inventarios de medios

b?sicos all? existentes, o todav?a pululan dentro de las naves, que

deben estar cay?ndose?

No existe un organismo en el pa?s que sea capaz de dedicarse a controlar

la liquidaci?n de todos los bienes de una empresa, establecimiento o

unidad que cierra por diferentes motivos.

Los directivos de las entidades que terminan sus funciones econ?micas,

debieran mantenerse activos hasta que hayan sido reducidos a cero los

inventarios en libros y en f?sico. Pero eso no sucede as?, porque en

primer lugar la contabilidad -que es casi inexistente- no tiene ni

registrados los bienes materiales que constituyeron la entidad en su

momento de inicio, m?s aquellos que fueron incorpor?ndosele, para

realizar los correspondientes ciclos de producci?n y/o servicio.

Si se analiza el planteamiento oficial del director de la Empresa de

Suministros y Transporte Agropecuario de Holgu?n, Jorge Luis Pupo, que

es ingeniero mec?nico, se podr?a constatar la necesidad de que estos

dirigentes tengan una cultura econ?mica y financiera. ?l ha decidido no

vender los productos ociosos que tiene en almac?n, porque le provoca

p?rdidas econ?micas al tener que ofertarlos en cuant?as inferiores al

valor con que aparecen registrados en sus inventarios. Parece algo

tomado de un libro de mal manejo financiero y contrario totalmente a la

agilizaci?n que deben tener los inventarios en las empresas. Pero se

pudiera averiguar primero que todo: ?qui?n compr? esa cantidad de

recursos que se convirtieron en ociosos? Seguramente ya no trabaja en

esa empresa, pero debe haber ido a hacer lo mismo a otra.

El Estado todopoderoso podr?a tener un mecanismo establecido que le

permitiera a la entidad -al menos- vender estos medios como materia

prima y asumir una parte de la p?rdida, ya que los Ministerios

correspondientes, a trav?s de sus direcciones especializadas, no son

capaces de supervisar en un momento determinado la adquisici?n de

inventarios en cantidades innecesarias. Hay que explicar que hasta hace

poco no era parte del objeto social de las empresas la venta de materias

primas, no se permit?a por el mal llamado "sistema econ?mico"; al menos

algo ha cambiado.

Para Cuba actualidad: mbrcnuevocorreo@gmail.com

http://primaveradigital.org/primavera/economia/51-economia/5176-los-inventarios.html Tags: Beatriz Roque, transporte

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *