Transport in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Calendario
December 2011
M T W T F S S
« Nov   Jan »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  
Categorías
Archivos

El arte de crear dificultades

El arte de crear dificultades
Yosvani Anzardo Hern?ndez
1 de diciembre de 2011

Holgu?n, Cuba – www.PayoLibre.com – "No hay raz?n para los problemas del
transporte", me dijo un viejo amigo un d?a. "En la prensa s?lo se habla
de limitaciones impuestas por 'El bloqueo', pero en verdad, lo ?nico
bloqueado son las neuronas estatales".

Tal vez las cosas no sean exactamente as?, pens?. Porque lo cierto es
que vivimos con mucha dificultad, y teorizar es f?cil, lo dif?cil es
plantear soluciones y demostrar que son viables.

Como es el transporte uno de esos inmensos problemas que tenemos, decid?
encontrar una soluci?n que sea legal, lucrativa, que no requiera cambios
de ning?n tipo en las actuales condiciones socio-pol?ticas y econ?micas;
y que adem?s, otorgue a los pasajeros confort y seguridad. Tambi?n, que
logre todo eso sin incrementos en los ya elevados precios del pasaje,
que por el contrario, permita bajarlos sustancialmente.

La seguridad es para m? algo muy importante, pues hoy la gente viaja en
veh?culos incre?blemente destruidos, y con tal estrechez que en un bache
corre el conductor el peligro de descalabrar o desnucar, o incluso
sofocar en el trayecto a sus pasajeros.

La soluci?n no tard? en aparecer, y es incluso m?s lucrativa de lo que
jam?s imagin?. Resulta que el estado alquila veh?culos con matr?culas de
turismo a cualquier ciudadano cubano o extranjero.

En la sucursal Rent-a-Car de Holgu?n, encontramos un microb?s de
fabricaci?n norteamericana con capacidad para 20 pasajeros, y como es
l?gico con aire acondicionado. La primera prueba se hizo cuando el
cuenta milla s?lo marcaba 3 kil?metros, lo que no significa que sea
cierto pues s? c?mo se le da marcha atr?s al cuenta milla. Pero su
apariencia general e inexistente desgaste en el pedal de aceleraci?n
indicaba que ciertamente es un auto nuevo.

El auto lo alquil? un cubano-americano que vino a visitar a su familia.
Los primeros d?as pag? m?s de 100.00 pesos convertibles diarios, cifra
que luego baja a 60.00 y m?s tarde a 43.00, pero para redondear lo
dejare como si siempre fuera a 60.00.

Entonces el experimento comenz? a partir del d?a en que se deb?a pagar
60.00 pesos convertible por d?a. Con dos choferes, el ?mnibus alquilado
hace dos viajes a La Habana cada tres d?as y recauda siempre no menos de
1600.00 pesos convertibles a lo que hay que descontar 180.00 de
alquiler, de combustible son otros 53.00, pero si se lo compras al
estado son unos 256.00. La ganancia es notable, a pesar de que el pasaje
se fij? a 20.00 pesos convertibles y se carg? en la misma terminal de
donde salen los ?mnibus de V?a Azul (estatal) que cobran 44.00 pesos
convertibles por persona.

Por otra parte si al auto le falta aceite o tiene alguna rotura, debe
ser inmediatamente atendido o sustituido por otro del mismo tipo sin
costo alguno porque es alquilado. Una vez probado que el trasporte
nacional no es un problema real, decidimos sacrificar la ganancia en pro
del experimento con el trasporte local.

Carros norteamericanos de los a?os 40 ? 50 del pasado siglo con
capacidad para 18 pasajeros bien apretados, trasportan personas
diariamente desde San Germ?n a Holgu?n y viceversa cobrando 20.00 pesos
no convertibles por persona, precio que en estos d?as va a bajar a 10.00
pesos.

Usando nuestro auto alquilado a 60.00 pesos convertibles diario, en este
trayecto, encontramos que con dos viajes pagas el alquiler y el gasto de
combustible, y a?n puedes hacer de 2 a 3 viajes m?s para ti. O sea, de
cualquier forma es lucrativo y ventajoso para todos, porque adem?s el
estado est? ganando, y si los choferes no fueran codiciosos podr?an
bajar varias veces los precios al pasaje.

Prefiero no pensar en que todo un gobierno es imb?cil, por lo menos
desde el punto de vista econ?mico, porque si lo fueran de forma absoluta
entonces tambi?n nosotros lo somos por permitir su permanencia en el
poder. Por ello creo que la ineptitud es intencional.

Ser un imb?cil requiere mucho esfuerzo, y nada tiene la inteligencia que
ver con ello. La verdad; no s? si es mejor que el pueblo considere que
su gobierno es malo, o que es solo una pandilla de est?pidos. A m? me da
igual, me basta con recordar a aquel dirigente que pic? por la mitad a
las lombrices rojas africanas para que fueran m?s, cuando recuerdo ese
tipo de cosas, siempre sonri? y reafirmo que inventar problemas como "El
bloqueo", es todo un arte.

http://payolibre.com/articulos/articulos2.php?id=4766 Tags: transporte, turismo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *