Transport in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Calendario
August 2011
M T W T F S S
« Jul   Sep »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  
Categorías
Archivos

Ramilletes de suicidas

Ramilletes de suicidas
Thursday, August 18, 2011 | Por Odel?n Alfonso Torna

LA HABANA, Cuba, agosto, www.cubanet.org -En La Habana, desde hace
muchos a?os nadie espera que un ?mnibus de transporte urbano pare en la
parada establecida; lo normal es que el chofer pare antes o despu?s del
lugar se?alado, donde generalmente lo espera una muchedumbre lista a
abalanzarse para subir al ?mnibus "a como d? lugar". Ante esto, muchos
aspirantes a pasajeros tambi?n se apostan, ocultos, a la caza del
?mnibus, antes o despu?s de la parada.

Hace unos d?as presenci? lo que les narro a continuaci?n. Un ?mnibus P6,
que cubr?a la ruta Vedado-Calvario, par? a pocos metros de la parada
oficial, en la c?ntrica esquina de Belascoa?n y Carlos III. El pugilato
para abordar el veh?culo fue de tal magnitud, que, m?s que gente que
quer?a montar un ?mnibus en un pa?s civilizado, hombres y mujeres
parec?an gladiadores luchando por sobrevivir en la arena de un coliseo
romano.

Con el ?mnibus repleto y montones de gente a?n luchando por subir, el
ch?fer decidi? apagar el motor, mientras ped?a a los pasajeros que
colgaban de las puertas que se apretujaran para entrar y poder
cerrarlas. "Yo no tengo apuro caballeros y no me voy desgraciar la vida
por llevar gente colgada de las puertas", dijo. No faltaron los
improperios contra el chofer.

El ?mnibus, sin aire acondicionado, fabricado en Belar?s y con menos de
tres a?os de uso, sobrepasaba con creces la carga de pasajeros que deb?a
acomodar. Calculo que no menos de 150 personas resoplaban api?adas
dentro de ?l, v?ctimas del insoportable calor.

Finalmente, despu?s de un largo rato y ante la obvia determinaci?n del
conductor, algunos desistieron de montar al veh?culo y los m?s decididos
lograron acotejarse como sardinas en lata para que pudieran cerrar las
puertas. El P6 arranc? con su carga de sudor y mal humor; hasta la
pr?xima parada en que seguramente se repetir?a la escena.

Desde hace muchas d?cadas, casi desde que los comunistas decidieron
apropiarse del eficiente y econ?mico sistema de transporte urbano que
ten?a nuestra ciudad antes de 1959 -y de todo lo que hab?a en el pa?s-
los siempre escasos ?mnibus habaneros han circulado con ramilletes de
suicidas colgando de sus puertas.

Como cualquier habanero, desde que tengo uso de raz?n he vivido en
m?ltiples ocasiones momentos como el narrado; sobre todo en per?odos en
que ha arreciado la escasez de combustible o el descalabro del parque de
?mnibus de transporte p?blico, como durante los peores a?os del
prolongado e inolvidable Periodo Especial.

Mientras el ch?fer del P6 se tomaba todo el tiempo del mundo en
Belascoa?n y Carlos III, parlamentarios cubanos y funcionarios del
Ministerio de Transporte debat?an, en el Palacio de Convenciones de La
Habana, nuevas estrategias para aliviar la crisis en la transportaci?n
de pasajeros. Granma, el peri?dico oficial de los comunistas, due?os de
las guaguas y el pa?s, public? una rese?a de lo acontecido en esa
reuni?n. Seg?n el reporte de la periodista Mailyn Guerrero Oca?a, la
principal afectaci?n del transporte urbano e interurbano, est? en que
existe un "parque envejecido y una disposici?n t?cnica muy inestable".

Aquel ?mnibus que se estacion? en Belascoa?n y Carlos III, precisamente
pertenece a una de las terminales m?s cr?ticas del pa?s, la del Reparto
El?ctrico, municipio de Arroyo Naranjo. Hace solamente tres a?os el
Estado entreg? a esta terminal 70 autobuses nuevos, entre articulados y
r?gidos, fabricados en Rusia y Belar?s.

De este lote de ?mnibus, hoy presta servicio solamente el 70%. El
restante 30% ya permanece estacionado en el paradero, por falta de
piezas de repuesto para repararlos. Como resultado, la frecuencia de los
viajes disminuy? y los ?mnibus que sal?an cada 6 minutos ahora lo hacen
cada 15.

Estamos ahora en el periodo de vacaciones de verano y el sistema de
transporte urbano de la capital mueve alrededor de 900 mil pasajeros
diarios, cifra que se prev? aumente a 1,2 millones cuando comience el
curso escolar, en septiembre.

Mientras, en el Palacio de las Convenciones, sentados en c?modas butacas
y en un agradable ambiente climatizado, nuestros parlamentarios
–llegados al lugar en sus autos- discuten la end?mica crisis del
transporte, los habaneros, colgando como ramilletes de de las puertas de
las guaguas, seguiremos esperando.

Septiembre viene con mucho calor, m?s pasajeros y menos guaguas.

odelinalfonso@yahoo.com

http://www.cubanet.org/articulos/ramilletes-de-suicidas/ Tags: transporte

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *