Transport in Cuba
We run various sites in defense of human rights and need support in paying for servers. Thank you.
Calendario
March 2007
M T W T F S S
« Feb   Apr »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  
Categorías
Archivos

Causa y efecto del deficiente transporte público

Causa y efecto del deficiente transporte público

Oscar Sánchez Madan

Bitácora Cubana, 24 de marzo de 2007

Matanzas, Cuba – Con argumentos vacíos, que no convencen a casi nadie,
las autoridades gubernamentales, en Matanzas, intentan justificar, sin
mucho éxito, su asombrosa incapacidad para resolver la difícil situación
que enfrenta la transportación de pasajeros.

Esta es una problemática, que afecta, no sólo a la provincia yumurina,
sino a todo el país, desde hace más de 15 años; para la que no se
avizora una solución a corto plazo, como lo manifestó la viceministra
del ramo en diciembre del pasado año, durante las sesiones de la
Asamblea Nacional del Poder Popular (Parlamento Comunista).

En tal sentido, directivos de las empresas, instituciones y organismos
relacionados con tan importante sector social, han estado ofreciendo
explicaciones a la población, sin llegar a la raíz de un problema que
causa malestar en la inmensa mayoría de los ciudadanos, los cuales no
poseen medios de transporte privados.

Mientras tanto, los ómnibus y autos estatales que prestan servicios en
el territorio, no son ni remotamente suficientes para trasladar
diariamente a miles de desesperados ciudadanos. Las frecuentes
aglomeraciones de personas, en los puntos de embarque, así lo confirman.

Solamente en la ciudad de Matanzas, donde residen miles de personas, el
Estado cuenta, como regla, con alrededor de 20 ómnibus disponibles para
la transportación de pasajeros.

A los representantes locales del régimen no les ha quedado más opción,
que reconocer la gravedad de la situación a través de los medios
oficiales de prensa, debido al incremento de las protestas de los
ciudadanos.

Mas, lo curioso del asunto es la forma tan sencilla, y hasta cínica, con
que el oficialismo justifica los problemas que son de su entera
responsabilidad.

Reacuérdese que en Cuba, el Estado posee el monopolio de los medios de
transporte casi en su totalidad.

Pero veamos como el régimen se justifica ante la población y pasa por
alto las verdaderas causas de la mencionada problemática.

Por ejemplo, cuando la gente, con muchísima razón, se queja de que los
vehículos estatales no efectúan sus paradas reglamentarias, a pesar de
que algunas veces no circulan totalmente llenos, las autoridades señalan
que no cuentan con el suficiente número de inspectores para supervisar
el trabajo de los conductores.

Si la población protesta por la escasez de ambulancias en clínicas y
hospitales, y porque el estado no presta el servicio de taxi a
domicilios para casos de urgencias médicas, los oficiales del régimen
manifiestan, que debido a la compleja situación por la que atraviesa la
economía nacional, no hay posibilidades de restablecer dichos servicios,
el cual se mantiene congelado desde hace más de una década.

Una de las soluciones que propone la administración local, ante la
notable falta de suficientes medios de transporte, consiste en utilizar
los ómnibus escolares y los que prestan servicios en el sector del
turismo, para trasportar a los ciudadanos, cuando dichos vehículos
circulen vacíos.

También han previsto ampliar, con este mismo fin, a los vehículos que
prestan servicios a los trabajadores. Es decir, transportar junto a
estos últimos, a las personas que viajan diariamente por razones diversas.

Si las autoridades quisieran llegar al fondo del problema, les sugiero
que tengan en cuenta lo siguiente:

1- El Estado no ha hecho, en los últimos 17 años, adecuadas inversiones
para garantizar las compras, fabricación (ensamblajes) y reparación de
medios de transportes. Sin embargo, gasta millonarios recursos en
marchas; actos políticos; en la interferencia de señales extranjeras de
radio y televisión; en la invitación excesiva de personalidades
extranjeras al país; en la represión contra la oposición, la disidencia
interna y el pueblo en general, etc.

2- Los medios de transportes existentes se han venido deteriorando por
las deficientes reparaciones; las faltas de piezas de repuesto y
accesorios, el mal trato dado por los chóferes y la población; en lo que
ha incidido, sobremanera, el deplorable estado de las vías, los
frecuentes accidentes de transito y el tiempo de uso en muchos casos.

http://www.bitacoracubana.com/desdecuba/portada2.php?id=4351

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *